Importantes beneficios de orar los salmos

Mucho se habla sobre el poder de los salmos, pues corresponden a himnos bellamente adornados que si bien inicialmente fueron concebidos como alabanzas tiempo después pasaron a transformarse en respuestas específicas para el alma del ser humano y esto último es lo que los hace precisamente tan significativos para la vida del creyente, pues se constituyen como un medio para experimentar realmente la presencia de Dios sin importar el momento.

Evidentemente dentro de los 150 salmos disponibles para ser consultados y asimilados, el salmo 23 se establece como uno de los preferidos, pero lo cierto es que la totalidad de los salmos se encuentran debidamente preparados para ofrecer una visión mucho más despejada de esa realidad que muchas veces resulta tan compleja para el hombre, por tanto citaremos las mejores ventajas de acudir a estas hermosas plegarias.

Grandes beneficios de orar los salmos

  • Permiten canalizar las emociones. El día a día suele presentar las condiciones para que las personas experimenten todo tipo de sensaciones que llegan bien sea a quebrantar el espíritu o por el contrario a fortalecerlo. Aquellas actitudes y sensaciones de temor, inseguridad, gozo o confianza pueden ser mejor canalizadas a partir del análisis y la meditación del correspondiente salmo.
  • Enfocar los pensamientos. Los altibajos, posibles errores y demás eventualidades suelen generar inseguridades sobre el afecto de Dios hacia nosotros. Esto debido a que simplemente muchas veces no nos sentimos del todo dignos de su misericordia y protección; por lo tanto, si aprendes a orar los salmos con plena devoción poco a poco podrás familiarizarte con los planes del Todopoderoso y conseguir liberarte de dudas y preocupaciones que no tienen razón de ser.
  • Hacen posible una oración más sincera. Si bien se trata de palabras ya escritas, una de las grandes virtudes de los salmos es que disponen de lo necesario para que las personas se identifiquen y logren conectarse más prontamente con Dios. Esto obviamente brinda las herramientas para que aquella oración que antes era solo un recital, se transforme un diálogo a corazón abierto.

¿Cómo orar los salmos?

Cada persona suele crear su propio ritual para estos menesteres, sin embargo una buena sugerencia consiste en elegir algún momento en la noche preferiblemente antes de dormir y ubicarse en un espacio que permita intimidad y concentración.

Se puede encender una vela blanca o algún tipo de incienso y a continuación realizar una lectura con su posterior análisis, el resultado de esta tarea deberá ser la formulación de pasos a seguir para enfrentar el inconveniente o suceso que tienes en mente, todo por supuesto de la mano de Dios.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *