Importancia del cuidado de la piel facial

Todos sabemos que la piel es el órgano más extenso de nuestro cuerpo y requiere de especial atención y cuidados para no perder su apariencia saludable, tonicidad y firmeza. Existen productos para su cuidado y líneas completas de cremas para la piel del rostro. Una adecuada hidratación es fundamental en términos de su salud.

Los productos que se elijan para el cuidado de la piel facial deben nutrirla e hidratarla. La hidratación aumenta el contenido de agua en la piel y a la vez protege y favorece la descamación ordenada de modo que desprenda sus células muertas dejándola lisa, suave y confortable. Hay también productos específicos para determinadas afecciones que puedan presentarse.

Problemas cutáneos que requieren de tratamiento especial

Los trastornos, afecciones o alteraciones específicas de la piel del rostro más comunes son el envejecimiento, híper pigmentación y acné. Todas ellas pueden y deben ser tratadas con líneas de productos especializados que poseen concentraciones elevadas de ingredientes activos indicados en cada uno de los casos en cuestión.

Por lo general las cremas o productos para cuidados especiales de la piel vienen en presentación de concentrados o serums, resultando así más eficaces. Deben  ser aplicados en la piel lo más limpia posible y antes de una crema de día o de noche, garantizando así su absorción y penetración máxima en el seno de la piel.

Lo ideal es hacer uso de crema hidratante de día o de noche de manera de nutrir la piel de forma adecuada, proporcionándole los componentes activos que puedan lidiar con cualquier tipo de problema cutáneo que pudiese presentarse.